Pastel de manzana

Ingredientes:

  • 1 kg. de manzanas reinetas
  • 40 gr. mantequilla
  • Canela en polvo
  • 370 gr. de leche condensada, una lata pequeña
  • 300 gr. de leche normal (la medida de la lata de leche condensada)
  • 170 gr. de harina (la medida de la lata de leche condensada)
  • 1 sobre de levadura química (16 gr.)
  • 170 gr. de azúcar (la medida de la lata de leche condensada) + 80 gr. para la compota de manzana
  • 170 gr. de aceite de oliva (3/4 partes de la medida del bote de la lata de leche condensada)
  • 4 huevos
  • Mantequilla y harina para el molde

Elaboración:

Pelamos las manzanas y las partimos en trocitos, la ponemos a cocer con unas cucharadas de mantequilla (unos 30-40 gr.), los 80 gr. de azúcar para caramelizar un poco las manzanas y canela en polvo (al gusto), y así conseguimos una compota. Este paso lo hago en un sartén grande para controlar la textura que quiero, y así dejar algunos trocitos sin deshacer. Cuando esté lista, la dejamos enfriar un poco mientras preparamos el resto de ingredientes.

Si hacemos el pastel de forma tradicional, entonces, pondremos en un bol grande la leche condensada, la leche normal, el aceite, el azúcar, la harina junto con la levadura, y lo batimos. Añadimos los huevos de uno en uno, sin dejar de batir. Batimos todo bien.
A continuación añadimos las manzanas reinetas y volvemos a mezclar.

Si tenemos la thermomix, que es mi caso, entonces, vamos echando en el vaso, pesándolos, la leche condensada, la leche normal, el aceite, el azúcar y la harina mezclada con la levadura, mezclamos a vel. 4. Añadimos sin parar los huevos, uno a uno, dejando que se mezclen bien. Por último, incorporamos las manzanas reinetas, mezclamos a vel. 4 unos minutos hasta que las manzanas queden integradas.

Precalentamos el horno a unos 170ºC.

Teniendo los ingredientes mezclados de una u otra forma, untamos el molde con la mantequilla y espolvoreamos con harina y un poco de canela molida, si se desea. Vertemos la mezcla anterior en el recipiente y podemos volver a espolvorear con canela por encima.

Cocemos en el horno, durante unos 45 minutos. Pincharemos para comprobar que está hecho o lo dejamos unos minutos más en el horno.

Cuando esté frío, desmoldamos y espolvoreámos con azúcar glass si queremos, a mi particularmente me sobra.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *